Internacionales

Polémica: “No nací para matar a nadie”, dijo el jubilado acusado de homicidio

0

Golpeado y torturado por cinco delincuentes, Jorge Adolfo Ríos tomó su pistola y salió de su casa. Los ladrones se escapaban por los techos de sus vecinos. Era la tercera vez que entraban en su propiedad en la noche del pasado viernes. Uno de los atacantes cayó a 60 metros. El herrero jubilado de 71 años caminó hacia quien lo había agredido en forma salvaje un par de minutos antes. Franco Martín Moreyra murió allí con un disparo en el pecho. Tenía 26 años e integraba la barra de Quilmes, al igual que sus cómplices, según los investigadores, que ayer atraparon a uno de ellos.

“Me siento mal, yo no nací para matar a nadie, pero tampoco para que me entren tres veces en la noche. ¿Con que intención quería venir esta gente, cinco personas?. Pensé mil cosas, de mil maneras… Yo no soy un delincuente”, dijo el herrero jubilado en declaraciones a radio La Red. Agregó que salió de la casa con el arma para defender a una vecina, luego de darse cuenta que los delincuentes estaban en el techo de la vivienda de la mujer de 80 años.

Y agregó: “No quise en ningún momento que esta gente sufriera (por la familia del delincuente muerto), mis condolencias totales, pero era mi vida. Fue tan rápido todo”.

El fiscal Ariel Rivas acusó a la víctima del violento robo por homicidio agravado. Ríos quedó con prisión domiciliaria, su familia fue amenazada por los allegados al ladrón muerto y su caso generó una fuerte polémica pública.

Video. Un vecino capturó a un ladrón y casi lo lincha

En esa controversia sobre los límites de la legítima defensa se elevaron dos voces que coincidieron en criticar la acción judicial. Ese mismo punto de vista expresaron el ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, y la exministra Patricia Bullrich.

“Aparentemente, actuó en legítima defensa. Me gustaría ser el abogado del jubilado”, dijo el funcionario bonaerense. Y agregó: “Hay una crisis de la Justicia muy importante, que tiene que ver con liberar a los presos. Cuando se libera a un delincuente se sabe lo que pasa. Hay un hartazgo en la sociedad por la inacción de la Justicia, que ve que solo se cuidan los derechos de los delincuentes “.

Berni, autodefinido como un “soldado de Cristina Kirchner” y Bullrich, presidenta de Pro, tienen un diagnóstico común que hace referencia al aumento del delito por la existencia de una puerta giratoria judicial, situación que mantendría a delincuentes en las calles. Frente al caso del herrero jubilado tuvieron una similar reacción.

“Jorge, un jubilado, fue atacado en su casa tres veces en la misma noche. Una banda de barrabravas le fue a robar sus ahorros. Para un fiscal, él es el homicida: este es el mundo del revés. La Justicia y los funcionarios deben estar del lado de Jorge, la víctima”, señaló Bullrich en su cuenta de Twitter.

 184 total views,  1 views today

La flota pesquera internacional está en el corredor de aguas internacionales, entre las zonas económicas exclusivas continental e insular de Ecuador, insiste el Ministerio de Defensa

Previous article

La pandemia aumenta la presencia de animales salvajes en un campo de golf en Brasil

Next article

You may also like

Comments

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *